Felices fiestas

Independientemente de lo que uno crea o no crea, es decir: si Jesus es el hijo de Dios, el ojo de Dios o un carpintero revolucionario; Jacko si Papa Noël es Santa Claus o un recurso marketinero de la Coca-Cola; o si comemos comida hipercalórica en estas fechas porque en el norte hace frío y no nos animamos a contradecir ciertas culturas, el hecho concreto es que hoy es un día de encuentro familiar, o con amigos o solo pero bien acompañado de uno mismo.
Es la primera posta de una zona fronteriza entre el año que se va y el que viene.
Aprovechemos esta semana que comienza hoy, para reflexionar acerca de lo que logramos, lo que nos quedo pendiente y lo que elegimos no hacer, y proyectemos lo que deseamos para el 2009. Falta poco.



felices fiestas